No somos culpables de la crisis económica y del paro

Juventud sin futuro, familias sin presente

Los jóvenes empiezan a movilizarse. Hoy, jueves, a las 19 horas, en Madrid, está convocada una manifestación a iniciativa de “Juventud SIN Futuro”,  al igual que en otras ciudades españolas. No están todas, pero por algo se empieza. Pero no solo los jóvenes se tienen que movilizar, se tiene que movilizar la sociedad en su conjunto.

La actual crisis económica nos afecta a todos, en mayor o menor grado. La mayoría de la sociedad española no se merece lo que le está sucediendo. No es culpable de lo que ha hecho una minoría de la sociedad. No es culpable de los errores cometidos por los gobiernos anteriores y por los actuales.

Si el nivel educativo de los jóvenes españoles ha crecido de forma rápida durante estos últimos veinte años, la demanda de trabajadores cualificados en las empresas no ha crecido al mismo ritmo. La estructura productiva de la economía española, centrada en el turismo y la construcción, no ha favorecido suficientemente la demanda de trabajadores cualificados.

La generación más cualificada de la historia de España encuentra muchas dificultades para acceder a un puesto de trabajo. Y cuando lo encuentra, si es que lo encuentra, tiene que aceptar empleos temporales y de baja cualificación. Si tiene la suerte de encontrar un trabajo adecuado a su nivel de cualificación, este es temporal, de bajo nivel salarial y con unas condiciones de trabajo superior a las normales para el sector. Además, a muchos se les ofrece que se hagan autónomos para ahorrarse las empresas  los costes sociales.

Ante esta situación, ¿Qué hace el gobierno?. ¿Qué salida se ofrece a los más de cuatro millones y medio de parados, de los cuales más del cuarenta por cien son jóvenes. ¿Qué salida se ofrece a las familias que están pasando dificultades económicas?.

Muchas familias son el sostén de estos jóvenes, y no tan jóvenes, que hoy en día tendrían que estar viviendo su propia vida. Pero muchas de estas familias están llegando al límite de la supervivencia básica,

Cada día hay más gente que se acerca a las organizaciones asistenciales para recibir alimentos, ropas y otros tipos de ayudas. Los beneficiarios de estas ayudas han crecido un 75% con respecto al año 2009.

Las perspectivas de futuro que tienen hoy en día los jóvenes es incierta, corriéndose el riesgo de la exclusión social de estos. Ante esto hay que decir ¡Basta!

Etiquetado como: , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Top Clicks

  • Ninguna
A %d blogueros les gusta esto: